Sé parte de nuestro país
Lugar
Fecha de nacimiento

Este niño con autismo aprendió a hablar 9 idiomas con una tablet

enero 13, 2022
Historias de FE
Publicidad

*Foto de portada vía Estado

Muchas personas cometen el error de definir a una persona con capacidades diferentes como alguien inferior, incapaz y, tristemente, tonto. Esto está muy lejos de la verdad y existen personas que prueban lo equivocadas que son estas suposiciones. Rafael Mayer, un niño autista que habla nueve idiomas, es una de ellas. 

Durante sus primeros años de vida en Brasil, Rafael Mayer no se comunicaba. Preocupados por su falta de comunicación, sus padres lo llevaron al doctor y descubrieron que tenía TEA (Trastorno de Espectro Autista). 

“Mis otros hijos se desarrollaron rápidamente, pero Rafael tardó hasta para aprender a cómo sentarse cuando era pequeño. Hasta los 2 años, no interactuó, no miraba a los ojos y parecía estar sordo. Le hicimos exámenes que arrojaron que no tenía problemas de audición”, relató Juliana Lancer Mayer, madre de Rafael, a BBC Brasil. 

Juliana Lancer Mayer y Rafael Mayer vía Upsocl

Rafael fue sometido a distintas terapias, pero no le ayudaron mucho. Ante esta situación, un terapeuta le recomendó a sus padres que le compraran una tablet y gracias a esto, el pequeño comenzó a desarrollar sus habilidades lingüísticas y expresivas. 

Con la ayuda de la tecnología, Rafael aprendió a hablar inglés antes que el portugués, el cual se suponía que sería su idioma materno. Rafael memorizaba las frases y con el tiempo, lograba aprender por completo el idioma. 

“Me quedé preocupada porque, de repente, comenzó a hablar como si hablara el idioma con fluidez, sin haber recibido clases ni salido del país”, comentó Juliana. 

Juliana Lancer Mayer y Rafael Mayer vía Mundo en Positivo

Actualmente, Rafael tiene 7 años y  habla inglés, portugués, español, ruso, japonés, alemán, italiano, esperanto y lenguaje de señas. Está aprendiendo a hablar árabe. 

Rafael Mayer y su familia vía Antena 3

“Ahora le dejo jugar con los aparatos electrónicos solo dos horas al día, para que no esté totalmente enfocado en eso”, mencionó el padre de Rafael a BBC Brasil. 

Sin ninguna duda, este pequeño de 7 años es un genio. Ha logrado hacer algo que muy pocas personas en el mundo, consideradas “normales”, logran hacer a una temprana edad. 

¡Me gusta!
Publicidad