Sé parte de nuestro país
Lugar
Fecha de nacimiento

Sentía rechazo en todos lados, hasta que entendí lo que pasaba

diciembre 03, 2018
FE
Publicidad

El rechazo en los jóvenes es un sentimiento que se puede dar con mucha frecuencia y esto se debe a las heridas que están presentes y arraigadas desde la infancia, con las cuales se convive consciente o inconscientemente; dado que a veces ese dolor de la infancia se bloque y no entendemos porque a veces nos sentimos así, otras veces se sabe que es pero no se quiere enfrentar.

En El País de los Jóvenes creemos que hay que trabajar mucho en esas heridas del pasado porque eso hará que los jóvenes puedan lograr todos sus sueños de una manera positiva.

El rechazo es una fuerte herida en la niñez, ya que los niños afectados por el maltrato o falta de amor de sus padres, genera que conforme crecen todo lo interpretan desde el aspecto de su herida, aunque haya algo que no sea rechazo, lo viven de esa manera.

Por ejemplo, una persona puede recibir una respuesta negativa a algo sencillo, esto cualquier persona lo puede recibir, pero quien ha pasado por heridas fuertes de rechazo, ese NO puede convertirse en algo tan personal que lo puede atar a un sentimiento de rechazo, pensar que no lo entienden o que él o ella es merecedora siempre de un NO, porque no vale la pena como persona.  Esto se puede abrir a grandes esferas de sentimientos que cada vez afectan más si no es tratado correctamente.

De donde viene esta herida emocional

Lastimosamente esto viene del rechazo de los padres hacia un hijo, algunas veces hasta de manera tan profunda existe este sentimiento cuando hay padres que no desean tener a sus hijos desde que se enteran que están esperándolo y el bebé siente este rechazo, también está el abandono físico o emocional aún viviendo juntos o padres que abandonan a niños por problemas legales entre los padres. Algunas veces hay situaciones donde ese sentimiento es sin intención de hacerlo, de manera inconsciente los padres lo hacen y afectan a los niños.

Qué pasa con los niños que sufren de rechazo:

  1. Los niños se apartan de todos.
  2. Tienden a huir de muchas situaciones y personas.
  3. Su autoestima se ve afectada.
  4. Se quieren hacer daño
  5. Son muy pasivos ante cualquier situación.
  6. Pero también puede pasar todo lo contrario y se da la hiperactividad, conductas enfocadas a destruir todo a su alrededor hasta relaciones con otros niños. La violencia se hace presente como parte de su reacción.

Cómo es el joven que ha pasado por esto:

Algunos de las características de los jóvenes que han pasado por esto es que su autoestima es tan baja, que se desvalorizan en todo sentido, no son merecedores de nada de lo que reciben o logran. En algunos casos buscan a toda costa la perfección en sus actividades y acciones, tratando de llamar la atención en todo momento para ser reconocidos. Pero si no lo consiguen el dolor es muy grande y si lo consiguen el efecto dura muy poco, porque se sabotean constantemente mentalmente.

En El País de los Jóvenes hemos atendido con el programa A.M. para apoyar a jóvenes, ya que hemos encontrado muchas situaciones complejas en jóvenes que trabajan y algo paso en sus relaciones laborales, en sus relacionas personales, cuando desean emprender, en fin en todo lo que desean lograr.

Para muchos la palabra “No puedo” es lo que marca cada paso, a pesar que caminan y tienen sueños, el no puedo sigue marcado sus vidas y cada una de sus acciones, es como una voz interna que los bloquea en todo sentido.

Hemos tenido casos en los cuales han logrado dar pasos, pero ellos mismos se sabotean, pensando que lo que han logrado no lo merecen y algunas veces dan pasos para atrás o se hunden en una serie de dudas que no los dejan pensar y actuar claramente.

Esto genera también un sentimiento de odio para algunas personas, para ellos mismos y para cualquier situación que enfrentan, hay que culpar a alguien y eso es lo que todavía no han logrado sanar.

 

Cómo se puede sanar las heridas:

  1. El primer paso es querer sanar.
  2. Luego hay que definir qué es lo que te duele exactamente, puede que sean procesos de recordar muchas situaciones de dolor pero hay que hacerlo.
  3.  Se deben quitar mascaras, puede ser una o muchas que ese dolor ha puesto para enfrentar la vida y que solamente te han servido para cubrir la herida.
  4. Perdonar, la base de los siguientes pasos. Siempre hay alguien a quien perdonar  y también  es importante perdonarte a ti mismo.
  5. Tener fe, el acompañamiento sentirte acompañado y fortalecido puede ayudarte mucho. Algunas veces hay enojos con Dios y quien te puede ayudar.
  6. Amarte y reconocer todo lo que tienes a tu favor para lograr grandes sueños en tu vida.

RECUERDA ES UN PROCESO QUE SÍ SE PUEDE SANAR

 

 

Estos son algunos pasos para poder sanar una herida como el rechazo, si tienes consultas con podemos apoyarte. Ingresa a nuestra página web y busca FE (Fundación El País de los Jóvenes) dentro de esta sección hay un programa que se llama A.M. y llena el formulario. Toda información es tratada en confidencialidad.

FE
¡Me gusta!
Publicidad